Empresas

Javier Calleja: «Las aplicaciones del proyecto desarrollado con el ai2 se han implementado en varios sectores»

Publicado el 24 julio, 2019

 

Javier Calleja (a la derecha de la imagen) es Firmware Department Manager de Dismuntel, empresa de diseños y montajes electrónicos recién incorporada al Patronato del Instituto ai2. Calleja, acompañado del equipo que tiene la firma ubicado en la UPV, nos cuenta en esta entrevista en qué proyectos ha colaborado con el Instituto ai2 y los retos que se le plantean durante el próximo año.

Háblenos de qué servicios ofrece DISMUNTEL.

DISMUNTEL es una empresa con 22 años de experiencia que ofrece un amplio catálogo de servicios tanto de desarrollo y gestión de ingeniería como de producción electrónica.

En ingeniería estamos orientados a cubrir las necesidades de las empresas pertenecientes a distintos sectores en el campo de diseño electrónico, programación de aplicaciones de control y comunicaciones, aplicaciones para APP, PC y WEB o diseño y mecanizado, así como automatización industrial. Nuestro objetivo es complementar con estos servicios las necesidades de nuestros clientes que, generalmente, acaban en un producto OEM que se integra en sus productos, destacando que mantenemos una política de exclusividad por la que solo admitimos un cliente por sector económico. Estamos especializados en distintos sectores como el control industrial, la eficiencia energética, la industria 4.0 o la integración de servicios en la nube.

En producción, tenemos 2 líneas en las que fabricamos tanto en producto propio como con diseños de nuestros clientes. Nuestras líneas de producción permiten trabajar tanto en componentes SMD como convencional e incorporan sistemas de inspección visual con el fin de garantizar la calidad del producto.

Una tercera línea de servicio que ofrecemos consiste en asesorar y gestionar proyectos de I+D con financiación pública e incentivos fiscales para proyectos de I+D donde acumulamos un éxito de 42 proyectos con financiación estatal y regional donde alcanzamos tasas de éxito de hasta el 94% de financiación a fondo perdido sobre el presupuesto del proyecto presentado. Nuestro trabajo contempla la identificación y la gestión de la solicitud de las ayudas a partir de las características del proyecto y de sus participantes.

Desde finales de 2018, la empresa ha colaborado activamente con el Instituto ai2. Explíquenos en qué consiste el proyecto en el que han trabajado juntos.

El año pasado colaboramos con el ai2 en el desarrollo de un sistema de actualización de firmware para nuestras placas de control industrial basado en BLUETOOTH de baja energía, utilizando una APP en un smartphone. Incorporamos esa funcionalidad que ya está presente en el sector de comunicaciones en nuestros dispositivos orientados al control industrial. Fue un proyecto de colaboración en el que el ai2 programó las rutinas de actualización del firmware y nosotros desarrollamos tanto el sistema de comunicaciones basado en un coprocesador BLUETOOTH como la librería sobre la que se basa la APP.

La utilidad de este proyecto ha sido transversal ya que nos ha sido posible utilizarlo en productos que estamos desarrollando para distintos sectores como tratamientos médicos, sistemas de recarga de aires acondicionados, sistemas de fumigación asistida o centralitas de control para generadores eléctricos. Este proyecto fue un éxito en plazos y objetivos, teniendo la suerte de contar con la financiación en el programa de cadena de valor del AVI durante el 2018.

¿Qué ventajas supone para un fabricante de componentes tener también una sede en la UPV?

Como comentamos, en DISMUNTEL diseñamos además de fabricar componentes. En ambos casos, tanto en diseño como en fabricación, existe un alto contenido de ingeniería. Hay que pensar que, en la coyuntura actual, la ingeniería es un recurso escaso, y difícil de obtener y retener.

Nuestra idea al ubicar una sede de ingeniería en la UPV era facilitar el acceso a esos recursos de ingeniería de distintas formas. La primera era atraer talento mediante la convocatoria de becas en un emplazamiento donde a los estudiantes les es fácil acudir.

La segunda fue la identificación de servicios de ingeniería que nos permitieran externalizar trabajos donde no tenemos experiencia o con un alto valor de innovación, con el objetivo de reducir los costes en la adquisición del conocimiento; en este sentido, destaco el éxito en nuestra colaboración con distintos institutos tecnológicos en la UPV.

La tercera es colaborar con otras empresas tecnológicas que están dentro del campus de la UPV. Este es nuestro principal objetivo para el año que viene, dado el perfil que tiene DISMUNTEL como aceleradora de desarrollos tecnológicos que puede complementar el perfil joven y dinámico de las empresas ubicadas en la UPV.

¿Por qué deciden incorporarse al Patronato de empresas del ai2?

Después de colaborar con el ai2 en el desarrollo de la actualización OTA realizado en 2018, nos interesamos en saber cómo trabajan y en qué líneas de ingeniería están inmersos. Nos sorprendió la variedad de líneas que están desarrollando, tanto en drones como en robótica o visión artificial. Son campos que nos complementan y en los que vemos interesante realizar una aproximación.

Además, nos animó la presencia dentro del Patronato de otras empresas valencianas de reconocida trayectoria, como ISTOBAL o DULCESOL; tenemos claro que la empresa privada debe colaborar para promover la innovación dentro de la Comunitat Valenciana.

Por último, esperamos utilizar nuestra presencia en el patronato como foro de encuentro con empresas con las que no es fácil coincidir y así potenciar las sinergias entre distintos sectores.

¿Qué retos tiene la empresa por delante en cuanto a colaboración con otros institutos de la UPV? E internamente, ¿cómo esperan acabar 2019?

Actualmente tenemos varias líneas de colaboración dentro de la UPV. Estamos trabajando con el ITACA en un proyecto con financiación CDTI que dirigimos para otra empresa, para la desinsectación mediante microondas. Además, hemos abierto una colaboración también con el ITACA dentro del proyecto “ICT vs Climate Change”, en la que les cedemos el uso de nuestra plataforma y un dispositivo para la medición energética en la instalación de geotérmica que tienen dentro de la UPV. Por último, con el ai2 tenemos pendiente la colaboración en el desarrollo de un sistema de integración de grupos generadores eléctricos mediante protocolos OPC UA, que esperamos lanzar a lo largo del segundo semestre del 2019.

Internamente, 2018 ha sido un año intenso para DISMUNTEL, en el que hemos abierto el despacho en la UPV y adquirido una nueva nave a la que hemos trasladado nuestras líneas de producción sin disminuir nuestro ritmo de trabajo. Como colofón, recibimos el premio de FEMEVAL a la INNOVACIÓN TECNOLÓGICA EN SERVICIOS por nuestros 22 años de trayectoria.

Nuestros propósitos para el 2019 son consolidar los procesos en ingeniería y producción con el fin de incrementar la productividad y el nivel de servicio a nuestros clientes, asentar nuestra línea de gestión de proyectos I+D y potenciar nuestra presencia en el sector empresarial dentro de la Comunitat Valenciana.


El Instituto ai2 de la UPV y Testea Pádel inauguran el primer laboratorio español con tecnología para la calibración de palas de pádel

Publicado el 24 julio, 2019

 

¿Cuánto va a durarnos una pala de pádel? ¿Qué potencia me aporta? ¿Es más adecuada una u otra? ¿Por qué? A partir de ahora, todas estas preguntas tendrán una respuesta clara para los miles de jugadores de pádel que existen en España. El Instituto de Automática e Informática Industrial (Instituto ai2) de la Universitat Politècnica de València y la empresa Testea Pádel han inaugurado hoy el primer laboratorio de España con tecnología para la calibración de palas de pádel y han presentado el primer sistema de validación de los parámetros de calidad de esta herramienta deportiva. Marcas de primer orden como Adidas, Nox, Head, Star Vie, Royal Padel, Kelme o Cartri han cedido material deportivo durante los últimos tres años para el proyecto y se han mostrado interesadas en la implementación del sistema de calidad desarrollado en la UPV.

Con la ayuda de tecnologías robóticas punteras y la colaboración de jugadores expertos, el Instituto ai2 ha desarrollado un sistema de calibración para el que ha analizado, tanto en laboratorio como en pista, una decena de parámetros relacionados con la jugabilidad de las palas. Las variables que se han analizado son: tacto que percibe el jugador cuando golpea la bola, la vibración que le llega a la muñeca, si la zona dulce de la pala es grande o pequeña, la potencia de la pala, la salida de bola, el bloqueo que permite la pala, la manejabilidad, la resistencia, la dureza de los materiales y su vida útil.

Robots “padelistas”

Los cuatro investigadores del Instituto ai2 que han trabajado en el proyecto han programado un robot de marca Stäubli para adaptarlos al estudio, usando sensores inerciales en diversos ensayos. Martín Mellado, doctor ingeniero en Informática e investigador jefe del proyecto, comenta que “trabajar con tecnología robótica nos permite darle a los movimientos una repetitividad muy exacta que sería imposible de conseguir incluso con un jugador profesional. Tenemos una precisión de décimas de milímetros, una potencia muy homogénea y una posición de golpeo con una repetitividad muy exacta para el análisis de los parámetros que nos interesan. Los resultados, luego, los comparamos con el funcionamiento de la pala en manos de jugadores expertos y, a partir de ahí, hemos extraído una escala de valoración para cada parámetro”.

Jordi Piedra y Alicia Navarro, responsables de Testea Pádel, aseguran que “las marcas deportivas se han volcado en el proyecto porque realmente veían que era necesario un estudio de este tipo en el sector que les diera pistas tanto a ellas como a los usuarios de la calidad de este material deportivo”. “El proyecto surgió porque nosotros, que somos jugadores y profesionales del pádel, vimos que el jugador de pádel tenía dificultades para ver qué pala se adaptaba mejor a su juego. Ahora podemos dar un servicio tanto a ellos como a las marcas, que con este sistema de calibración de palas ya cuentan con una herramienta que les permite tener unos controles de calidad de fabricación definidos y estándares”.

Piedra adelanta, además, que el siguiente paso es que “las futuras colecciones de palas de pádel se diseñen con la ayuda de Testea Pádel, que esa certificación sea visible para el usuario y todo ello pueda derivar en una futura norma UNE para el sector”.


Paco Gómez: «FentiSS quiere consolidar XtratuM como el software base de referencia de computadores a bordo de satélites»

Publicado el 27 junio, 2019

 

Paco Gómez es CEO de la empresa FentiSS, creada en el año 2010 y surgida a raíz de la intensa investigación en técnicas de virtualización que llevaron a cabo durante varios años investigadores del Instituto de automática e informática industrial de la UPV. El principal resultado de aquellos trabajos fue XtratuM, un producto que tras varios años de perfeccionamiento se ha incorporado a una nueva generación de satélites que este año se han lanzado por primera vez al espacio. Gómez nos explica en esta entrevista la importancia del desarrollo y por qué ha supuesto una revolución en el sector aeroespacial y lo que se conoce como NewSpace.

Actualmente hay seis satélites orbitando la Tierra que incorporan el hipervisor XtratuM. ¿Qué los diferencia del resto?

Los seis satélites que llevan nuestro sistema permiten que todas las aplicaciones (subsistemas) del satélite, como el subsistema de control de posición y órbita, el subsistema de control de la misión, el subsistema de telemetría y telecomando que comunica con el centro de control en tierra, etc., se ejecuten sobre el mismo computador, sin necesitar computadores separados. Nuestro sistema garantiza que, aun ejecutando en el mismo computador, los subsistemas no se interfieran entre ellos.

¿Qué aplicaciones del satélite soporta el sistema XtratuM?

En realidad, XtratuM soporta todas las aplicaciones que se necesitan en el satélite, frecuentemente separándolas en “compartimentos aislados” llamados particiones. Los ejemplos típicos son los que acabo de nombrar. Además, XtratuM permite que haya “un compartimento especial” (partición) que está vigilando que el resto de las particiones funcionan bien y que, caso de detectar un problema, permite iniciar acciones de recuperación.

Háblenos del proyecto AOS y de sus objetivos.

En la industria espacial estamos asistiendo a un fenómeno muy singular: hasta ahora se lanzaban satélites que eran tan grandes como un autobús y tenían un peso de 5000 kg o más. Estos satélites, que todavía se desarrollan, exigen un equipo especializado que construye cada satélite casi desde cero como un desarrollo “a medida” casi artesanal. Además, el control de calidad es muy estricto porque si falla el único satélite que lanzas, la misión se pierde completamente.

Lo que está ocurriendo actualmente es que nos hemos percatado de que muchas misiones que antes se realizaban con un solo satélite, se pueden realizar incluso mejor con un grupo (constelación) de satélites más pequeños, del tamaño de un frigorífico de oficina, con un peso aproximado de 100-200 kg. Estos satélites cooperan entre sí. Es lo que se llama el “Nuevo Espacio” (New Space, en inglés). Esto tiene muchas implicaciones. Para empezar, al ser más sencillos, estos minisatélites se pueden fabricar en serie, con el consiguiente abaratamiento de costes. Además, el control de calidad cambia radicalmente: si lanzamos 600 satélites (como es el caso de Airbus OneWeb Satellites) ya no es tan desastroso que fallen unos pocos, la misión puede seguir adelante.

La constelación de satélites de AOS tiene como objetivo proveer acceso a Internet a nivel mundial, incluyendo aquellas partes de la Tierra en las que no existe una red de comunicaciones. De hecho, es como construir una red 5G en el espacio. Los satélites de AOS permitirán que, por ejemplo, una escuela o un hospital en Uganda pueda comunicarse a través de Internet con escuelas u hospitales de otros lugares del mundo. AOS también dará servicio Internet de altas prestaciones a barcos y aviones. De hecho, hay seis escuelas de diversas partes inaccesibles del mundo que están participando en las pruebas con los primeros seis satélites, que se lanzaron en febrero de este año.

Fentiss ha trabajado durante los últimos seis años para cumplir con los exigentes niveles de calidad de las plataformas aeoroespaciales. ¿Cuál es el próximo reto de XtratuM?

En los próximos tres años, FentiSS quiere consolidar XtratuM como el software base de referencia de computadores a bordo de satélites. Además de la constelación desarrolladas por AOS, XtratuM ya ha sido seleccionado para el proyecto italiano PLATINO, un satélite genérico de 200 kg que se podrá particularizar para misiones de observación de la Tierra y de telecomunicaciones, y cuya primera misión se espera para el año próximo.

Además, XtratuM ya ha sido seleccionado para otras misiones de grandes satélites convencionales. Estamos especialmente orgullosos de nuestro pasaje a Júpiter para el año 2022 a bordo de la misión JUICE (JUICE partirá en el año 2022 y llegará a Júpiter en el año 2029). Recientemente, hemos sido también seleccionados para la misión MMX de exploración de las lunas de Marte. Esta misión es muy singular porque XtratuM tendrá “billete de ida y vuelta”, ya que la misión partirá hacia Marte en 2024, descenderá en la luna de Marte Phobos, tomará muestras y regresará a la Tierra en 2029. Los estudios de MMX en Phobos pueden arrojar luz sobre hechos tan importantes como el origen del agua que hay en el planeta Tierra: las hipótesis actuales sostienen que el agua llegó a la Tierra del espacio exterior, quizás por medio de asteroides que chocaron contra ella.

Además de en tecnología aeroespacial, ¿en qué otro tipo de sectores XtratuM puede jugar un papel tan importante como el que ha conseguido en el aeroespacial?

La evolución de la tecnología en diversos campos hace que XtratuM sea una solución adecuada en otras aplicaciones industriales en las que se quieran usar computadores potentes (con muchos procesadores, lo que se llama computadores multi-núcleo), sobre todo cuando se mezclan en el mismo computador aplicaciones críticas y no críticas. Un caso especialmente interesante es el de los vehículos autónomos, que cada vez se van a parecer más a los aviones en cuanto a sus necesidades de seguridad y la criticidad de las situaciones que deberán manejar de forma autónoma. XtratuM permitiría que el sistema crítico de conducción se pudiera ejecutar en el mismo ordenador que el sistema (no crítico) de entretenimiento de los ocupantes del vehículo. El caso de la aviación también va a ser relevante porque va a evolucionar hacia aviones totalmente eléctricos con aplicaciones como aerotaxis y similar, que cambiarán la movilidad en las ciudades y deberán cumplir con estándares de criticidad similares a los que se usan hoy en día en el espacio o en grandes aeronaves.

Otros sectores como la industria 4.0 o la Internet de las Cosas, que requieren separar funciones críticas de otras no críticas, pueden también beneficiarse de las características de XtratuM.


EUROLOGIN. La Universitat Politècnica de València acoge la reunión presencial del proyecto europeo de identificación electrónica

Publicado el 27 marzo, 2019

 

El 14 de marzo tuvo lugar en Valencia la reunión presencial del proyecto EUROLogin, coordinado por la Universitat Politècnica de València. Este proyecto está financiado por la Comisión Europea dentro del instrumento de financiación de CEF Telecom, gestionado por la Agencia ejecutiva de Innovación y redes (INEA). A esta reunión presencial, asistieron los socios de los 5 países miembros del consorcio (Chipre, Inglaterra, Bélgica, Italia y España), representados por las empresas AC Goldman Solutions & Services, Elcom Systems Limited, Billit BVBA, S.A.T.A. Applicazione Tecnologie Avanzate Srl, Leading Management Technology SL.

Los socios de EUROLOGIN mantenían el contacto a través de reuniones online, pero por fin tuvieron la oportunidad de reunirse presencialmente aprovechando la temporada de Fallas en la Comunidad Valenciana. Durante la reunión de trabajo se trataron temas esenciales para el desarrollo del proyecto: se hablaron de los hitos a desarrollar durante los próximos meses, los riesgos técnicos existentes y sus posibles soluciones, y establecieron fechas de control marcando las futuras reuniones.

Este proyecto dio comienzo el 1 de octubre de 2018, y tiene una duración de 18 meses. Su número de Acción es el 2018-EU-IA-0026 y está regulado por el contrato de subvención INEA/CEF/ICT/A2018/1633379. La Comisión Europea financia un total del 75% de los costes del proyecto con la finalidad de fomentar la utilización de los e-services dentro del Mercado Único Digital.

Este proyecto tiene 3 objetivos fundamentales:

  • Integrar el eID DSI (Digital Service Infraestructure) en las plataformas cloud de los cuatro proveedores EDI para la autentificación transfronteriza de ciudadanos europeos. Esto es, los cuatro EDI Providers podrán solicitar, recibir y procesar los datos de identificación recibidos de los diferentes nodos eIDAS europeos.
  • Facilitar a que los ciudadanos europeos puedan acceder a los servicios prestados por los cuatro proveedores EDI.
  • Permitir la Interacción transfronteriza entre administraciones públicas, empresas y ciudadanos.

La Universitat Politècnica de València como coordinadora está gestionando este proyecto, dando soporte a los participantes en la implementación técnica y coordinando las actividades de difusión del Consorcio. Además, la Universitat Politècnica de València será el principal interlocutor con la Comisión Europea dentro del Consorcio.

El Investigador principal del proyecto es Hermenegildo Gil, profesor titular del Instituto de Automática e Informática Industrial (ai2) y también participan otros dos profesores del Instituto, José Antonio Lozano y José Antonio Gil.


Entrevista Borja Coronado, CEO de CFZ Cobots, nueva firma patrona del Instituto ai2

Publicado el 30 noviembre, 2018

 

CFZ Cobots entra en el Patronato del Instituto ai2 de la mano de una larga trayectoria de colaboración con la estructura de investigación, tanto en jornadas como en proyectos comunes. Borja Coronado, CEO de la firma robótica, nos cuenta en esta entrevista las últimas tendencias en robots colaborativos y sus ventajas de aplicación en empresas de todo tipo, así como lo que supone haber entrado a formar parte del Patronato del Instituto ai2.

Los robots colaborativos (cobots) son, hoy por hoy, la principal apuesta de la empresa. ¿Son este tipo de robots susceptibles de ser introducidos en cualquier tipo de empresa ?

Efectivamente, pensamos que no existe empresa demasiado grande ni demasiado pequeña para cobotizarse. El espectro de clientes donde encajan abarca desde los fabricantes de automóviles donde han encontrado su hueco en determinadas tareas de bajo payload, hasta pequeñas pymes alimentando por ejemplo a tornos de control numérico. Nos llama la atención la velocidad a la que se suceden los cambios: hace tres años se antojaba imposible ubicarlos en sectores muy tradicionales como puede ser el calzado, pero en los últimos dos meses se han acercado a nosotros dos clientes con aplicaciones distintas para este sector que están en fase avanzada. Quisiera resaltar que el hecho de que, en España, la práctica totalidad de los OEM y muchos Tier 1 en automoción los están implantando y esto actúa a modo de tractor para otros sectores menos automatizados.

Otro aspecto a destacar es el hecho de poder considerarse una “herramienta avanzada” en procesos sencillos, pero en el otro extremo también se utilizan en tareas acompañados de sensórica avanzada y equipos de visión artificial en proyectos de ingeniería muy complejos. Ahora estamos empezando con aplicaciones enlazadas con big data, pues no en vano estos equipos son nativos digitales. Falta todavía un empujón para que los elementos de producción y maquinaria suban a la nube, pero ya estamos trabajando en ello en pura labor anticipativa.

Por último, se aplican también en sectores no industriales. ¿Un robot fuera de la industria? ¡Sí! Ya existen desarrollos funcionando en clínicas dentales iluminando y grabando la intervención, también en estudios de televisión o en clínicas para rehabilitación.

¿Cuáles son las principales ventajas de estos robots?

Las ventajas las resumimos en cuatro: Uno, la rápida puesta en marcha: hablamos de tiempos record en aplicaciones sencillas tipo pick&place del orden de un par de días. Dos, su instalación flexible: pensemos que hay fábricas que no tienen líneas de producción trabajando simultáneamente bien por estacionalidad o por carga de trabajo. Estos equipos permiten ser trasladados de un punto a otro con facilidad ya que su peso propio es menor de 30 kg. Tres, su fácil programación: ¿Y si resulta que el producto está orientado a que los operarios de línea hagan cambios y adaptaciones de los programas? Este es uno de sus puntos fuertes. Cuatro, que es colaborativo y seguro: Es un hecho que automatizar un proceso al 100% es muy costoso, más todavía en los tiempos que corren donde los productos cambian con mucha frecuencia y se exigen ROI cada vez más bajos. La idea es dejar al cobot que realice el primer tramo del proceso, reservando al operario la parte más difícil pero que menos tiempo ocupe, todo ello cumpliendo estándares de seguridad que garanticen la coexistencia en el mismo espacio de trabajo sin riesgo alguno para las personas.

El principal miedo supongo que es la adaptación de los sistemas de trabajo. ¿Qué dificultades técnicas, de formación de personal u otras similares implica su instalación y la sustitución de robótica tradicional o procesos manuales?

La fuerza laboral en las industrias percibe a estos equipos como “menos enemigos” que un robot industrial clásico. Dejando a un lado su aspecto físico “amable”, que no es ninguna tontería, enseguida los operarios perciben que los cobots realizan las tareas más alienantes que a nadie le place hacer, se dan cuenta que el reemplazo es más de tareas que de personas y se percibe de inmediato el aumento en productividad.

La formación es algo imprescindible, nos ocupa gran cantidad de tiempo al inicio, pero es el medio de aprovechar al máximo la funcionalidad del equipo. La ofrecemos de serie con cada equipo que se vende y ahorra problemas a futuro derivadas del mal uso. En dos meses inauguramos nuevas oficinas y hemos destinado un espacio importante a aula de formación.

¿Qué supone para CFZ la entrada en el Patronato del instituto ai2?

Para CFZ supone una triple satisfacción: representa, por un lado, que el campo al que nos dedicamos es de interés general para la industria; por otro, que aun siendo una empresa pequeña tenemos algo que aportar y finalmente somos defensores convencidos de las ventajas de las relaciones universidad- empresa. Hablaba antes de las aplicaciones tipo DIY (do it yourself), después venían las que requerían ingeniería. Bien, todavía hay un escalón por encima que son las de I+D puro. Estas escapan normalmente del alcance y del interés de las empresas de ingeniería, pero existen y de hecho ya ha surgido una primera aplicación en la que hemos colaborado con el Instituto ai2 en el ámbito de equipamiento deportivo. Llevamos en marcha un proyecto común para el desarrollo de garras colaborativas inteligentes. Se acaba de firmar una tercera en la que pronto veremos un cobot por las calles de Valencia… colaborando en tareas de gestión ambiental urbana. Hemos cedido equipos siempre que ha sido necesario y también hemos participado en actividades formativas y de divulgación organizadas por el instituto ai2, como en las Jornadas Nacionales de Robótica del año 2017.

Acabo resaltando que al final, detrás de las instituciones hay personas y es un lujo poder trabajar con el grandísimo equipo del instituto ai2. Muchas gracias.


El Instituto ai2 colabora con Ampere Energy en el primer sistema integrado de Virtual Power Plant con almacenamiento energético inteligente

Publicado el 30 octubre, 2018

 

Ampere Energy, multinacional española líder en el mercado ibérico de producción y comercialización de baterías eléctricas de segunda generación, llevará a cabo el primer proyecto de innovación en materia de redes interconectadas de almacenamiento energético “Virtual Power Plant”, desarrollado en España. Será en colaboración con el Instituto ai2 de la UPV. El proyecto se sitúa a la vanguardia tecnológica del sector de almacenamiento energético en nuestro país y posiciona a la Comunidad Valenciana como una de las regiones líderes en materia de innovación energética.

Esta iniciativa, denominada “Proyecto AMPERIA: Sistema Integrado de Virtual Power Plant con almacenamiento energético Inteligente”, cuenta con el apoyo del Centro para el Desarrollo Tecnológico Industrial (CDTI) -que ha financiado 616.000 euros del proyecto- y con la colaboración del Instituto Tecnológico de la Energía (ITE), la Universitat Politècnica de València (UPV) y la Universitat Jaume I (UJI) de Castelló.

El proyecto introduce una nueva forma de gestionar la energía a nivel agregado, aumentando la flexibilidad de los puntos de consumo mediante la utilización de sistemas de almacenamiento y gestión inteligente. En este entorno, el uso de las baterías no solo beneficia a los usuarios finales abaratando su factura eléctrica sino que ofrece beneficios al sistema eléctrico, a través servicios de regulación de la demanda.

La presentación de AMPERIA tuvo lugar este mes de octubre en las instalaciones de Ampere Energy en Puzol, Valencia, en un acto que fue inaugurado por la Directora General de Industria y Energía de la Generalitat Valenciana, María Empar Martínez Bonafé; el vicerrector de Innovación y Transferencia de la Universitat Politècnica de València, José E. Capilla Romá; el vicerrector de la Universitat Jaume I, Jesús Lancis Sáez; máximos representantes del Instituto Tecnológico de la Energía (ITE) y del Centro para el Desarrollo Tecnológico Industrial (CDTI) y el presidente de Ampere Energy y socio-cofundador y ex presidente de Lightsource Renewable Energy Ltd, Vicente López-Ibor Mayor.

La Directora General de Industria y Energía, María Empar Martínez, destacó durante su intervención que “el almacenamiento es un aspecto crítico para la transición energética y para el modelo de generación distribuida que promovemos desde la Generalitat. Ampere Energy está trabajando en algo que podría ser el origen de una nueva revolución industrial”.

VPP: el futuro de la generación eléctrica

Las Virtual Power Plant permiten un consumo inteligente de la energía en un entorno distribuido, optimizando el consumo eléctrico en el espacio y el tiempo. Consisten en un abanico de soluciones y aplicaciones técnicas que permiten gestionar la previsión de demanda y generación de energía, de forma que el usuario produce y consume su propia energía. Una de las herramientas que permitirán realizar esa gestión de la energía demandada y consumida son las baterías o sistemas de almacenamiento energético.

La futura aplicación del proyecto AMPERIA y la ampliación de servicios mediante VPP permitirán, entre otros beneficios, ahorros en la factura eléctrica mayores del 60%, y mayor flexibilidad en el sistema eléctrico. En este sentido, el presidente de Ampere Energy, Vicente López-Ibor, señaló que “las VPP permitirán a los usuarios participar directamente en el mercado de la energía a través de la venta del excedente energético de sus baterías. Todo ello contribuirá a conseguir un mercado eléctrico flexible, maximizar el autoconsumo con energías renovables disminuyendo al mismo tiempo la huella de carbono”.

La Universitat Jaume I de Castelló aporta su experiencia al proyecto en el campo del envejecimiento o vida útil de las baterías y su uso para la regulación de la red eléctrica. Por su parte, el Instituto ai2 de la Universitat Politècnica de València será el encargado de desarrollarlos algoritmos de control predictivo necesarios para los EMS (Energy Management Systems) de los equipos de Ampere Energy, y el modelado y validación de estrategias de gestión de equipos para la Virtual Power Plant, según señala el investigador responsable del proyecto, Javier Sanchis.

El Instituto Tecnológico de la Energía (ITE) se involucrará en competencias vinculadas al desarrollo de nuevos modelos de predicción, la simulación de escenarios de casos de test para la validación y el apoyo en el desarrollo de un planificador óptimo para el control de la Virtual Power Plant.

El Proyecto AMPERIA, con una previsión de tres años de trabajo, «constituye uno de los hitos más importantes en nuestro país en el camino hacia un necesario nuevo modelo energético, más eficiente y sostenible», según fuentes de la empresa.

Acerca de Ampere Energy

Ampere es una compañía española líder en el mercado ibérico de producción y comercialización de baterías eléctricas de segunda generación. Unos sistemas integrados de almacenamiento que aúnan diseño y tecnología y permiten una gestión inteligente de la energía.

Para ello, la compañía desarrolla soluciones avanzadas basadas en un software dotado de inteligencia artificial, a través de algoritmos de aprendizaje automático y herramientas de análisis Big Data que analizan la previsión meteorológica, el precio de la energía y el perfil del usuario para alcanzar el máximo ahorro e independencia energética y garantizar el confort.

Asimismo, Ampere Energy presta un servicio personalizado de ingeniería e implementación de tecnologías de almacenamiento inteligente adaptado a las necesidades de distintos sectores productivos.


El Laboratorio Testea Padel-ai2 recibe la visita de Miguel Lamperti, top ten del circuito internacional World Padel Tour

Publicado el 4 julio, 2018

 

Coincidiendo con la celebración del World Padel Tour en Valencia, el argentino Miguel Lamperti, uno de los jugadores más carismáticos del circuito, ha visitado las instalaciones del Laboratorio Testea Padel-ai2 ubicado en la Ciudad Politécnica de la Innovación, parque científico de la Universitat Politècnica de València (UPV).

Lamperti, actualmente número 9 del circuito internacional World Padel Tour, pudo comprobar in situ las prestaciones de este laboratorio, en el que se ha desarrollado el primer sistema mundial de acreditación de palas de pádel.

Los investigadores del Instituto ai2 de la UPV llevaron a cabo diferentes análisis de las palas de Miguel Lamperti, utilizando para ello avanzadas tecnologías robóticas y de procesado de señales.

Las pruebas consisten en el acople de sensores inerciales en un brazo robótico -proporcionado por la firma Stäubli, habitual colaboradora del instituto de investigación- que se encarga de manipular la pala. Posteriormente, los investigadores procesan los datos generados por dichos sensores.

“El objetivo es conseguir establecer los valores de 11 parámetros de calibración que definirán la jugabilidad, calidad y características de las palas y que, por tanto, acreditarán a los fabricantes”, apunta Martin Mellado, investigador del Instituto de Automática e Informática Industrial (Instituto ai2) de la Universitat Politècnica de València.

La expedición, encabezada por Jesús Ballvé, Director General de JJ BALLVE SPORTS, empresa propietaria de la marca NOX, fue recibida por Jordi Piedra y Alicia Navarro de Testea Padel y por el investigador Martin Mellado. Lamperti y el resto de visitantes pudieron conocer también de primera mano todo el proyecto y los resultados obtenidos, y aportaron su punto de vista para mejorar el proceso de acreditación.


TCI Cutting y el Instituto ai2 colaboran para desarrollar un sistema de visión artificial que afina el corte de la chapa

Publicado el 29 junio, 2018

 

El Instituto ai2 y la firma valenciana TCI Cutting han desarrollado un sistema de visión artificial que afina el corte de la chapa y es capaz de realizar autoajustes, reconocer la ubicación exacta de la chapa y realizar mediciones sobre la imagen capturada. Los investigadores José Simó, Roberto Vivó, Ginés Benet y Jose Luis Navarro han participado en el desarrollo. Francisco Martínez Puchades, product manager del departamento de I+D de TCI Cutting, nos habla de cómo el proyecto, desarrollado en dos fases, ha mejorado la calidad de los procesos de producción de esta empresa puntera del sector de la fabricación y venta de máquinas de corte por agua.

Cuéntenos en qué consiste el proyecto que plantearon con el Instituto ai2 de la UPV y cuyo objetivo ha sido la mejora del posicionamiento de la chapa para el proceso de corte en sus instalaciones.

En nuestro sector industrial de máquina herramienta, la reducción de tiempos y la mejora de la automatización siempre son bien recibidas en el mercado. TCI Cutting está realizando un gran esfuerzo en I+D para mantener nuestras máquinas en la cabecera de productividad y rendimiento, incluso utilizando unas de las fuentes de láser de corte más potentes del mundo. La reducción de tiempo en la detección de la posición del material a cortar era posible, pero realizando un cambio sistemático, y la visión artificial nos ofrece la posibilidad de, en una sola acción, obtener una gran cantidad de información. En una primera fase hemos desarrollado la plataforma y hardware que utilizaremos durante el proyecto y ya estamos en fase de pruebas con los primeros resultados. Ahora, el sistema ya es capaz de realizar autoajustes, reconocer la chapa en la ubicación, realizar mediciones sobre la imagen capturada y determinar su posición y orientación.

Ahora comienza una segunda fase en la que irán un paso más allá en la sensorización de este sistema de automatización. Explíquenos en qué puntos va a mejorar el proyecto anterior el trabajo que comienza ahora.

Además de estar siempre en constante mejora, en esta segunda fase queremos mejorar otra funcionalidad. Cuando queremos encontrar en la chapa mecanizados previos que vienen de otros procesos, utilizamos sensores láser y necesitamos reducir drásticamente el tiempo de todo el proceso de detección y cálculo. Con este sistema de visión obtendremos más rápidamente y con más precisión el punto de origen y orientación de las coordenadas, y podremos realizar cortes con referencia a estas geometrías de procesos previos.

¿Pueden valorar qué ahorro, medido en tiempo y en costes, les ha supuesto este desarrollo de visión artificial?

Ha supuesto un gran empujón, difícil de cuantificar, en gran medida por la complejidad de todo lo que ha supuesto el desarrollo del software y los cálculos necesarios para el procesamiento de las imágenes. Seguramente hubiésemos necesitado muchísimo más tiempo y dedicación de nuestro departamento de ingeniería, solo en la fase del anteproyecto. El equipo de automática e informática del Instituto ai2 dispone de la experiencia, los conocimientos y recursos más indicados para este tipo de desarrollo, reduciendo así los tiempos de ensayos y preparación.

¿Por qué eligieron al Instituto ai2 de la UPV para colaborar en este proyecto?

Este tipo de desarrollos requiere de distintas disciplinas en la ingeniería de la automatización. Lo más apreciado para nosotros es la experiencia de la que dispone el aI2 en electrónica, automática e informática. Poder acertar a la primera y no perder el tiempo es vital para nosotros. Hoy en día la reducción de costes y la innovación tecnológica son nuestras armas en la guerra del día a día.

La apuesta por la innovación de TCI Cutting está casi en el ADN de la empresa. Tanto, que incluso tienen en su currículum diversos premios que reconocen a la firma en este sentido. Háblenos de cómo apostar por este tipo de desarrollos basados en la investigación ha catapultado a la firma hasta donde está hoy.

En la industria actual nos enfrentamos a nuevos retos y desafíos que nos empujan a mantenernos siempre en posiciones de ventaja. En un mercado que está cambiando en la nueva era del internet de las cosas y la revolución industrial con la Industria 4.0, podemos conseguir que nuestras máquinas ahora sean más inteligentes, estén más interconectadas y nos ofrezcan más información útil. Para nosotros la opinión de nuestros clientes es nuestra máxima y poder conseguir este nivel tecnológico es todo un reto. Para conseguirlo, la colaboración en la investigación y el desarrollo es vital, y poder hacerlo con la UPV siempre es garantía de éxito.


“La robótica en la empresa”: El Instituto ai2, Testea Pádel y CFZ Cobots imparten el Módulo 4 del Levante Campus Executive

Publicado el 31 mayo, 2018

 

Investigadores del Instituto de Automática e Informática Industrial, junto con representantes de la empresa Testea Pádel y CFZ Cobots, participaron el pasado 25 de mayo en el Levante Campus Executive, un evento organizado por Levante-emv y el Colegio de Ingenieros Industriales de la Comunidad Valenciana (IICV), y que se está desarrollando a lo largo de los meses de mayo, junio y julio con el objetivo de ofrecer a las empresas las claves sobre la transformación digital de la industria.

El Módulo 4 del Levante Campus Executive, impartido por Francisco Blanes, director del Instituto ai2, y Martín Mellado, investigador principal del proyecto desarrollado con Testea Pádel y CFZ Cobots, llevaba por título “La robótica en la empresa” y además de hacer un poco de historia sobre cómo ha evolucionado esta tecnología en los últimos 50 años, hizo mucho hincapié en la última tendencia en este sentido: la robótica colaborativa, o cómo robots y humanos trabajan codo con codo para sacar adelante diversas tareas productivas.

Francisco Blanes, director del Ai2, explicó que los precios en robótica “se han reducido y las pequeñas empresas ya pueden automatizar algunos procesos”. Prueba de ello fue el caso de éxito que presentó el Instituto ai2 junto a Testea Pádel.

Su fundador y CEO, Jordi Piedra, explicó cómo los robots les permiten simular los movimientos humanos de un jugador de pádel, para lo que han utilizado un robot de la firma Stäubli. Con los sensores desarrollados por el Instituto ai2 se ha extraído información sobre el comportamiento de la pala (dureza, resistencia, durabilidad, jugabilidad, etc.), con la que confeccionarán un sistema de certificación de palas para que las principales empresas del sector puedan asesorar mejor a sus clientes. “El proyecto nació con dos objetivos: primero, la necesidad de que las marcas punteras fabricantes de palas de pádel, principal mercado al que nos dirigimos, tuvieran un sistema de acreditación que garantizara sus productos; y segundo, estandarizar un lenguaje común para dirigirse al cliente a la hora de describir las prestaciones de las palas”, explica Piedra.

Nieves Romero, presidenta de la Demarcación de Valencia del IICV, explica que “en España, apostar por la investigación no era popular pero en este evento estamos viendo de primera mano, con casos como el que han presentado el Ai2 y Testea Pádel, que esas oportunidades de renovarse digitalmente existen y las empresas pueden aprovecharlas. Si conocen que la herramienta o la tecnología necesaria está disponible, se lo pueden ir planteando, y eso es lo que buscamos”, comenta.

El modelo de Levante Campus Executive te permite analizar cómo en una organización determinada se ha podido llegar a una cierta solución tecnológica, ya sea una empresa de servicios, de construcción, ingeniería, etc., las aplicaciones son infinitas”, añade Romero.

La responsable de la Demarcación provincial de Valencia del IICV explica que “en el IICV existe gente en sectores muy variopintos, desde una industria manufacturera muy tecnificada, hasta en energía, construcción, empresas en las que se manipula el producto de una manera u otra según si se combina el proceso con robótica o con visión artificial, por eso es tan interesante para todos este evento. En 2015 y 2016 hubo varias sesiones sobre industria 4.0 pero lo que hace diferente a Levante Campus Executive es el hecho de haber dado a conocer tantos casos de éxito concretos”, destaca.

No se pueden ignorar todos los cambios que está suponiendo a nivel económico y social la tercera revolución industrial, en cuanto al hecho de que las personas dejen de hacer trabajos repetitivos, la gestión de datos, etc. Hay que estar preparado y formado, informado y listo para subirse a ello. Esto no es una tendencia, es algo que al que le pille con el pie cambiado, le va a dejar fuera”, concluye Nieves Romero.

El Levante Campus Executive continuará impartiendo diversos módulos más hasta la primera semana de julio.


TheSize Surfaces consigue el Premio del Consejo Social a la Innovación gracias a su proyecto de colaboración con el Ai2

Publicado el 30 abril, 2018

 

La empresa TheSize Surfaces, SL. y el Instituto ai2 de la UPV están llevando a cabo un proyecto de colaboración que le ha merecido a la firma valenciana el Premio del Consejo Social de la Universitat Politècnica de València Coooperación Universidad Sociedad a la Innovación. El galardón es solo una muestra de la importancia que le confieren en TheSize a la innovación tanto de producto como de servicio.

Jacco Jurrisen, Responsable I+D, TheSize Surfaces, SL, explica que «desde el principio, TheSize Surfaces siempre ha apostado por el desarrollo de su producto. En el año 2009 comenzamos a desarrollar tablas monocolores en un solo formato de 3600×1200 y en 3 mm de espesor. Ahora, solo nueve años después, tenemos una amplia gama de diseños muy variados (más de 50) en distintos espesores y acabados. Gracias a los directivos de la empresa, que han hecho una gran inversión en tecnología y personal, se ha creado un equipo muy preparado que está continuamente investigando nuevas soluciones, tanto de diseño como de aplicaciones de producto. Es por eso que somos capaces de sorprender continuamente al mercado con propuestas de gran valor añadido».

VIVIENDA ATLANTA USA COCINA CALACATTA PULIDO CHIMENEA IRON COPPER STONE CENTER DESIGNER FABRICATOR Art Rock Creations

Un buen ejemplo de ello es la introducción de Neolith+Pureti, un tratamiento fotocatalítico que hace que las fachadas de Neolith tengan un efecto descontaminante y auto-limpiante.

Ir de la mano de un socio tecnológico como el Instituto ai2 a la hora de desarrollar proyectos de innovación en sus líneas de producción supone para la firma, de acuerdo con Jurrisen, «contar con un equipo de investigadores de reconocido prestigio en las áreas de ingeniería industrial e informática. Además, una de las ventajas de trabajar con el Instituto ai2 es que es una estructura fuera de nuestro sector y aporta una nueva perspectiva al desarrollo de nuestros proyectos de investigación, permitiendo soluciones innovadoras«.

RESTAURANTE BARNA PAVIMENTO PAREDES IRON ASH CALACATTA

Neolith trabaja actualmente en diversos sectores, como son el del mármol, el cerámico o el del mueble. Mar Esteve, directora de Marketing de Neolith explica que el éxito de la firma reside en «diversificar el riesgo entre distintos sectores para los cuales Neolith ofrece unas ventajas técnicas superiores a otras alternativas«.

«Tenemos más experiencia en la fabricación de la tabla de gran formato y fino espesor que la mayoría de nuestra competencia. Llevamos desde el 2009 produciendo aunque ya en el 2004 empezamos a hacer nuestros pinitos con este material en la empresa Grupo Levantina. A día de hoy, tenemos un repertorio cromático, de espesores (3mm, 6mm, 12mm y 20mm), formatos (3600×1200; 3200×1500; 3200×1600; 2600×1200; 2600×1500), acabados (pulidos, satinados, texturizados, etc.) y cromático (más de 50 modelos distintos) que permiten cumplir con las necesidades más exigentes de cada cliente«, añade Esteve.

Hospital de Liege sisema HC ARCTIC NERO Assar Arquitectos FACHADA LIEJA BERGICA

Actualmente, TheSize Surfaces opera en más de 70 países, un logro que han alcanzado en apenas 10 años de vida. Esteve da la clave que les ha llevado a todos los continentes en menos de una década: «apoyarnos en el distribuidor local. Seleccionar en una fase temprana de introducción de este producto a los jugadores clave de cada mercado y establecer con ellos una relación sólida y a largo plazo para la introducción, comercialización y promoción de nuestro material«.

A corto y medio plazo, los planes de la firma pasan por «seguir invirtiendo en tecnología para seguir sorprendiendo al mercado con productos de alto valor añadido, haciéndolo cada vez más accesible al cliente a través de una serie de showrooms urbanos dirigidos al prescriptor y diseñador«, concluye la directora de Marketing de Neolith.


Noticias

Próximos Eventos

No hay nuevos eventos.

 

 

 

 

 

Cómo llegar I  Planos I Contacto
Universitat Politècnica de València © 2015 · Tel. (+34) 96 387 90 00 · informacion@upv.es
campus UPV de excelencia campus UPV de excelencia